Sala de prensa

Notas de Prensa de la Asociación de Directivos y Ejecutivos de Aragón

17 de April de 2020

ADEA CONECTA: “Es necesario que las Administraciones se sienten y escuchen a los técnicos para buscar las mejores medidas que ayuden a las empresas”

Silvia Mestre Sentís y Margarita López Donoso, socias responsables de las áreas de Derecho Fiscal y de Derecho Laboral de Paraíso4Abogados, respectivamente, han hablado hoy de los problemas derivados de la aplicación de las medidas adoptadas por la crisis sanitaria producida por el COVID-19 en una nueva conexión de ADEA CONECTA
Las expertas han apelado a la “cohesión social” ya que “si no contribuimos, dentro de nuestras posibilidades, a que los negocios se mantengan tendremos problemas cuando volvamos a la actividad”
Zaragoza, 17 de abril de 2020
Es necesario que las Administraciones “se sienten y escuchen a los técnicos para buscar las mejores medidas que ayuden a las empresas y a los ciudadanos”.
Así lo han asegurado Silvia Mestre Sentís y Margarita López Donoso, socias responsables de las áreas de Derecho Fiscal y de Derecho Laboral de Paraíso4Abogados, respectivamente, que han hablado hoy de las “Medidas económicas, fiscales y laborales adoptadas por la crisis sanitaria producida por el COVID-19. Problemas derivados de su aplicación y posibles soluciones”, en un nuevo encuentro de ADEA CONECTA.
Esta actividad, se puso en marcha por la Asociación de Directivos y Ejecutivos de Aragón ante el actual Estado de Alarma para frenar el Coronavirus, con el objeto de seguir ofreciendo a sus socios el espacio de foro y debate que hasta ahora siempre ha tenido lugar de forma presencial.
Ambas expertas han apelado a la “cohesión social”, a la importancia que tiene, en estos momentos, que “exista buena voluntad por ambas partes” y han citado como ejemplo el caso de los negocios que funcionan con cuotas (gimnasios, academias, escuelas infantiles, etc.), “la normativa prevé que no se puedan exigir las cuotas porque hay un cese de la prestación del servicio, pero todos tenemos que contribuir, dentro de nuestras posibilidades, a que las empresas continúen ya que los vamos a necesitar, porque, si, por ejemplo las guarderías  se encarecen o incluso algunas de ellas desaparecen, ¿Cómo podremos conciliar cuando volvamos a la actividad?”.
Por su parte, Silvia Mestre ha afirmado que “la legislación que se está aprobando en nuestro país para actuar contra los efectos económicos de la crisis sanitaria del COVID-19 es caótica y nos está generando una enorme inseguridad”. “Se están adoptando constantes medidas”, ha continuado, “pero son insuficientes y en la mayoría de los casos, no son adecuadas”.
Además, ha asegurado que “para el acceso a muchas de las medidas, se está exigiendo el cumplimiento de una serie de requisitos que son muy difíciles de acreditar en este contexto”.
La abogada experta en derecho Fiscal, ha aseverado “está claro que es una situación novedosa para todos, no obstante, el Gobierno debería de escuchar a los expertos en cada materia, tal y como se está haciendo en otros países, e implementar las medidas más convenientes pensando en lo mejor para los ciudadanos y las empresas.”
Silvia Mestre ha detallado las diferentes medidas adoptadas por el Gobierno con motivo del COVID-19, y se ha referido a ampliaciones en los plazos, flexibilización de las condiciones de los aplazamientos, modificaciones de los vencimientos de impugnación, etc. Ha explicado que “cada administración ha adoptado sus propias medidas, a nivel estatal, autonómico y local”, por lo que ha recomendado que “cada empresa tiene que ver qué aplicación puede tener en su caso”. También ha mostrado su inquietud ante la situación de “las empresas cuyo volumen de operaciones en el ejercicio 2019 excedió los 600.000 euros” y ante la financiación del ICO, “que exige requisitos y no ha agilizado su tramitación. Hay que dotar de medios porque se paraliza la financiación y se detiene el círculo económico”.
Acerca de facilitar los procesos de aplicación de estas medidas, Mestre ha afirmado que “hay que entender que el grueso de la población tiene buena voluntad y así deben entenderlo desde la Administración, porque cuando se piden estas ayudas es porque se tiene una necesidad”, a lo que ha añadido que “hay muchísimos trabajadores de la Administración que ya tienen ese talante”. “Tenemos que remar todos en la misma dirección”, ha insistido.
Margarita López, por su parte, ha explicado que “nos encontramos ante una situación inédita a nivel global, no existen soluciones magistrales” y ha aclarado que “las medidas laborales adoptadas tienen dos finalidades esenciales: evitar la destrucción masiva de empleo a corto y medio plazo y articular procesos para impedir que la carga económica de este mantenimiento recaiga de forma exclusiva en las empresas”.
Sin embargo, ha continuado López, tan sólo la perspectiva comparativa temporal nos podrá llevar a la conclusión de si las medidas han sido suficientes y eficaces”.
Margarita López ha apostado por poner todos los esfuerzos en el diálogo social, entre empresas y sindicatos, “entre ellos deben acordar, ya que son los que están en el día a día y saben cuáles son las necesidades, y a partir de ahí, que se regule. Ahí es donde seguro que vamos a atinar”.
Las ponentes han asegurado que, tras esta situación, “vamos a una Administración más renovada, más informatizada. Los sistemas de la Agencia Tributaria no están preparados para que los funcionarios trabajen desde casa”. Y han resaltado la labor de muchos funcionarios “que están atendiendo desde sus casas utilizando sus propios medios”.
A la hora de elaborar normas, ambas expertas han recalcado la importancia que tiene que “la redacción sea clara, concisa y precisa. Por supuesto, no se pueden abarcar todos los casos pero en ocasiones resulta complicado entender algunas normas”.
El presidente de ADEA, Salvador Arenere, ha insistido en “la necesidad de modernización de la Administración, que se hace más necesaria en momentos como este".
ADEA CONECTA consiste en una sala virtual a la que los asociados podrán acceder para escuchar la intervención de un conferenciante y participar en el posterior coloquio formulando las preguntas que deseen.El encuentro ha tenido lugar a las 11.00 h., en streaming, a través de la página web de la asociación.


14 de April de 2020

Winni Schindler: “Debemos confiar en nuestras capacidades para superar esta situación”

El prestigioso coach, especializado en psicología positiva, ha participado hoy en un nuevo encuentro de ADEA CONECTA, actividad virtual que la Asociación de Directivos y Ejecutivos de Aragón ha puesto en marcha para que los directivos puedan seguir conectados en esta situación generada por el COVID-19, en la que ha dado varias claves para ayudar a afrontar esta situación
Zaragoza, 14 de abril de 2020
Winni Schindler, traductor jurado, profesor de idiomas y coach profesional especializado en psicología positiva, ha animado a los directivos a “confiar en nuestras capacidades para superar esta situación”. “La idea -ha explicado- es reforzar la confianza en nosotros mismos y en nuestras capacidades, así como buscar momentos agradables y de sosiego. Porque los momentos agradables no solo nos dan placer, que por sí es importante, sino que además nos ayudan a gestionar mejor estos otros instantes de ansiedad, frustración o miedo”.El prestigioso coach ha participado esta mañana en un nuevo ‘ADEA Conecta’, que la Asociación de Directivos y Ejecutivos de Aragón ha puesto en marcha ante el actual estado de alarma para frenar el Coronavirus, con objeto de seguir ofreciendo a sus socios el espacio de foro y debate que hasta ahora siempre ha tenido lugar de forma presencial.
Con una charla titulada “Claves para sentirnos mejor en la actual crisis: Coaching y psicología positiva para atenuar el impacto”, Schindler ha aclarado en primer término ser “consciente de que mis sugerencias no pueden obrar milagros, solamente pueden mitigar un poco el impacto de esta situación, pero estaré muy contento si consiguen ayudar” y ha insistido en que en estos momentos es muy importante “averiguar cuáles son nuestras fortalezas de carácter - aquellos rasgos que nos distinguen- y aplicarlas con mayor frecuencia”, ya que “nos dará más seguridad en nosotros mismos, hará que seamos más productivos y que tengamos más energía”. Es fundamental, ha insistido, “trabajar nuestras fortalezas de carácter, nuestras competencias, nuestros logros y la resiliencia”.
En este momento, ha continuado el coach, “es necesario más que nunca cultivar las relaciones con las personas cercanas”. Especialmente, “en la convivencia en el hogar debemos ser amables, mostrar más respeto si cabe”.
Schindler ha insistido en lo beneficioso de “marcarse pequeñas metas, cuidarse físicamente, tener cierta disciplina y la mente muy abierta”. “Aprender a saborear las pequeñas cosas”, ha argumentado, “ayuda a mejorar nuestro estado de ánimo, y en esta línea, también es muy positivo expresar gratitud”.
También debemos prestar “especial atención a cuidarnos: comer más fruta y verdura, dormir suficientemente, realizar ejercicio...”. “Todo ello contribuirá, además, a fortalecer nuestro sistema inmunológico”, ha asegurado el experto.
“Mantener rutinas, cuidarse, asearse, vestirse, tener la casa recogida y limpia, mantener unos horarios, tener una pequeña planificación del día y los fines de semana realizar una actividad distinta, para poder desconectar”, son algunas pautas que el ponente ha propuesto durante el confinamiento.
También ha aconsejado “consumir información de una manera adecuada, en cuanto a cantidad y fuentes”.
Ante la posibilidad de que el confinamiento se alargue, Schindler ha añadido que “es importante aprender a convivir con esta situación, ser creativos y buscar fuentes de inspiración para sobrellevarla lo mejor posible” y se ha mostrado convencido de que “el ser humano tiene una resistencia inusitada. En definitiva, hay que cultivar el bienestar y la resiliencia”.
El presidente de ADEA, Salvador Arenere, se ha referido a este tema como “de gran importancia en este momento, en el que nos enfrentamos a situaciones desconocidas hasta ahora” y ha destacado la necesidad de “un equilibrio” para poder afrontar la situación actual y la que vendrá tras esta pandemia.
La organización de las actividades de ADEA no sería posible sin el apoyo de su Club de Patrocinadores, formado por entidades y empresas: SANTANDER, CAIXABANK, PALAFOX HOTELES, DELOITTE, VOLKSWAGEN AUDI ZARAGOZA, CAJA RURAL DE TERUEL, GRUPO PIQUER, ENDESA, BANCO SABADELL, ITESAL E IBERCAJA BANCO.

3 de April de 2020

Miguel Borra: “Se han tomado decisiones en el inicio de la crisis, cuando menos, cuestionables desde el punto de vista técnico”

El presidente Nacional de la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), ha participado hoy en un nuevo encuentro de ADEA CONECTA, actividad virtual que la Asociación de Directivos y Ejecutivos de Aragón ha puesto en marcha para que los directivos puedan seguir conectados en esta situación generada por el COVID-19
El invitado ha achacado “la mala gestión a la politización de la Administración” y ha lamentado que “no se suspendió nada en ese fin de semana, ya tristemente famoso, del 7 y 8 de marzo”Zaragoza, 3 de abril de 2020
El presidente Nacional de la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF), Miguel Borra, ha asegurado que “se han tomado decisiones en el inicio de la crisis, cuando menos, cuestionables desde el punto de vista técnico” y ha achacado “la mala gestión a la politización de la Administración”. 
Así lo ha hecho esta mañana en un nuevo encuentro de ADEA CONECTA, actividad virtual que la Asociación de Directivos y Ejecutivos de Aragón ha puesto en marcha para que los directivos puedan seguir conectados en esta situación generada por el COVID-19.
Borra ha considerado que una de las razones por las que esta enfermedad está teniendo especial incidencia en nuestro país es “el ciclo político en el que ha tocado la pandemia, llevamos unos años de una inestabilidad política tremenda, con cuatro elecciones en cuatro años, con un Gobierno que ha costado conformar”. “No se suspendió nada en ese fin de semana, ya tristemente famoso, del 7 y 8 de marzo”.
En una exposición titulada “Covid-19: causas, efectos y consecuencias de la situación en el Sistema Nacional de Salud y en las AA.PP.”, Borra ha afirmado que “es difícil calibrar hasta qué punto el Covid-19 va a transformar la manera, en cualquier ámbito de nuestra vida, en la que hemos venido actuando”.
El presidente del CSIF ha aportado datos, “se puede ver disminuido el PIB global entre un 15 y 20 % y en España, los datos que nos daban ayer indicaban 834.000 afiliados menos a la seguridad social, y eso que ahí no están computadas todas las personas o empresas que han hecho un ERTE”, y ha asegurado que “la envergadura de la respuesta que tenemos que ir preparando para evitar ese colapso económico y financiero va a ser tremenda”.
“El Coronavirus se ha extendido a nivel mundial, a más de 190 países, supera el millón de contagiados, más de 45.000 muertos, y en España nos acercamos a los 120.000 contagiados y a los 11.000 fallecidos”, ha añadido.
Borra ha comparado la evolución de la pandemia entre países, “el día 24 desde que comenzó la pandemia en España (la pandemia comienza en cada país el día en que se superan los 100 casos contabilizados), en nuestro país ya había 4.000 casos más de contagiados que en Italia. Ese día 24, EE.UU. tenía 5 veces el número de contagiados de España”.
“En el día 32 (se corresponde con los principios de este mes, el 1 de abril), en España había 26.000 contagiados más que Italia” ha profundizado, puntualizando que “hay que tener en cuenta que Italia tiene 60 millones de habitantes y España tiene 47. Desde luego el foco lo tenemos ahora en Europa y en EE. UU.”.
Borra ha lanzado varias cuestiones a las que se ha referido durante su exposición, “¿Por qué en España esta enfermedad está teniendo una especial incidencia con respecto a los países de nuestro entorno?, ¿Por qué hemos llegado tan pronto a poner en riesgo la capacidad del Sistema Nacional de Salud?, ¿Por qué tenemos tantos profesionales de la sanidad contagiados (muchísimos más en números absolutos y en porcentaje que ningún otro país)?, ¿Cuándo y dónde empezamos a perder esta partida contra la pandemia?”.
El invitado ha asegurado que la partida se empezó a perder en 2009, “cuando la tasa de reposición (porcentaje de personal que se repone cuando hay personal que abandona el servicio activo), en el Sistema Nacional de Salud era del 30 %, es decir, de cada 10 se reponían 3, perdíamos 7”. “De 2010 a 2014, la tasa de reposición fue del 10 %, en 2015, del 50 % y del 2016 en adelante, ya fue del 100 %”, ha añadido. “Durante ese tiempo la población ha crecido (un millón y medio de personas)”, pero también, ha detallado, “ha envejecido muchísimo, el 19 % de la población tiene más de 65 años”.
Ha explicado que “en 2017, con la Unión Europea de 27 miembros se hace una comparativa europea de las camas y establece que España tiene 300 camas por cada 100.000 habitantes, Alemania tiene 800, Francia 600, Portugal 340 e Italia 300”. “Si cogemos los últimos datos, que aparecen en el Ministerio de Sanidad, en febrero de 2020, establece que tenemos 46.5 millones de habitantes y 112.000 camas”, y ha añadido que “los recortes sanitarios los han realizado gobiernos de todos los colores y ahora están pasando factura”.
El presidente del CSIF ha realizado una breve cronología de la crisis, “el 31 de diciembre de 2019, en China, el Comité de Salud y Sanidad de Wuhan reconoce que tiene un número de casos de neumonía de etiología desconocida y con síntomas iniciados el 8 de diciembre; el 7 de enero, las autoridades chinas consiguen identificar ese nuevo virus; el 30 de enero la Organización Mundial de la Salud declara el brote como una emergencia de salud pública de importancia internacional y alerta de que todos los países deben estar preparados para la contención, aislamiento y la prevención de la propagación de la infección, entre otras medidas. En ese momento, el CSIF se dirigió a las consejerías de Sanidad para saber qué medidas iban a tomar”. 
“Tuvimos que esperar hasta el 28 de febrero, cuando el Ministerio de Sanidad publicó el procedimiento de actuación para los servicios de prevención de riesgos laborales frente a la exposición al nuevo coronavirus”, ha detallado.
“Hemos actuado siempre por detrás de las necesidades, hemos sido lentos en las respuestas.El 10 de marzo, desde CSIF, pedíamos en rueda de prensa, el cierre de fronteras con China e Italia, así como la cuarentena en casas para los niños de Madrid y exigíamos y denunciábamos
la falta de formación y de conocimiento de los protocolos para todos los empleados públicos, no solo los trabajadores del Sistema Nacional de Salud, sino también las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado, los profesionales de Instituciones Penitenciarias, Correos... El 12 de marzo empezamos a pedir el confinamiento de la población”.
Y se ha referido al retraso en la llegada del material de protección necesario, “hoy 3 de abril es cuando llevamos un par de días en los que están llegando cargamentos de material a los aeropuertos”. Borra ha explicado que el 14 de marzo, cuando se decretó el Estado de Alarma, “habían pasado 43 días desde que la OMS decretó el brote como emergencia internacional y 74 días desde que China reconoció que tenía un brote”.
Miguel Borra ha puesto en valor el “extraordinario trabajo de cientos de miles de empleados públicos y de trabajadores, de nuestra sanidad, de los servicios sociales, de las emergencias, fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado, Correos, Justicia, los trabajadores de los supermercados, los transportistas, seguridad privada, y tantos otros”.
“Tenemos los mejores profesionales, pero las autoridades deben respaldar su actuación y facilitar su trabajo con las mayores garantías, cosa que, desde luego, hasta ahora no ha ocurrido”, ha recalcado.
Borra ha lamentado que “tenemos más de 16.000 de profesionales de Sanidad contagiados, eso es más de un 15 % del total de contagios en España. Multiplicamos las de cualquier otro país”. Y ha criticado la falta de medidas de protección con las que cuentan los profesionales “no se ha dotado de suficientes equipos de protección individual, guantes, gafas, batas, mascarillas, no se ha declarado como personal de riesgo a los trabajadores que están en servicios esenciales, como celadores, administrativos, policía…”.
“El Gobierno español no hizo caso a los llamamientos de la OMS y de la Unión Europea para hacer acopio de material sanitario en los primeros momentos de expansión del Coronavirus, se jactó de tener suficientes suministros y no actuó hasta más tarde de pasado un mes”. “Están empezando a faltar medicamentos, como opiáceos”, ha asegurado, “el Ministerio podía y debía haber salido a comprar antes”.
Ha lamentado que “el material se compró tras el 14 de marzo y ahora nos encontramos con más de 16.000 profesionales infectados y una crisis de abastecimiento de material de protección y gran parte llegará seguramente a finales de junio”.
Borra ha finalizado asegurando que habrá que “redimensionar los servicios públicos, ofrecer servicios públicos de calidad. Se ha hecho mucho daño al sistema de salud y un daño psicológico a los profesionales, hemos tensionado el sistema hasta límites insospechados”.
El presidente de ADEA, Salvador Arenere, ha resaltado la gestión de la sociedad civil, los trabajadores y las empresas y ha considerado “muy importante, que las decisiones de este tipo se tomen teniendo más en cuenta a los profesionales del sector sanitario y de la investigación”.
La organización de las actividades de ADEA no sería posible sin el apoyo de su Club de Patrocinadores, formado por entidades y empresas: SANTANDER, CAIXABANK, PALAFOX HOTELES, DELOITTE, VOLKSWAGEN AUDI ZARAGOZA, CAJA RURAL DE TERUEL, GRUPO PIQUER, ENDESA, BANCO SABADELL, ITESAL E IBERCAJA BANCO.


27 de March de 2020

Los directivos aragoneses, preocupados por las medidas económicas del Gobierno ante la crisis por el COVID-19

Así lo refleja la encuesta que la Asociación de Directivos y Ejecutivos de Aragón (ADEA) ha realizado con motivo de los efectos de la expansión del CoronavirusEl cuestionario ha obtenido en solo dos días 142 respuestasZaragoza, 27 de marzo de 2020
Los directivos aragoneses muestran su preocupación por las medidas recientemente propuestas por el Gobierno central para paliar los efectos de la crisis ocasionada por el virus COVID-19.
Así lo refleja la encuesta que la Asociación de Directivos y Ejecutivos de Aragón (ADEA) ha realizado mediante consulta dirigida a sus directivos asociados, y que ha obtenido en un breve periodo de tiempo de dos días 142 respuestas.
Los participantes en el cuestionario han sido preguntados por aspectos como los ERTES, la moratoria fiscal, la financiación o la concesión de avales, y han aportado sus impresiones ante la situación que estamos viviendo.
Un 48% de los encuestados manifiesta estar afectado por alguna solicitud de ERTE. El 91% de ellos indica que no se ha resuelto todavía su petición y, en cuanto al 8,8% restante, cuya resolución ya se ha producido, la petición ha sido denegada en un 88% y autorizada en un 12,5% de los casos.
Acerca de la moratoria fiscal, existe coincidencia en manifestar que las medidas son insuficientes, en porcentajes que oscilan entre el 73%, en el caso del IVA, y el 68%, en lo relativo a pagos IRPF, ingresos a cuenta e Impuesto de Sociedades. Existe mayor coincidencia (80% de los casos) en manifestar que debería aplazarse la obligación de presentar liquidaciones en abril.
Un 74% de las respuestas considera insuficientes las medidas adoptadas hasta ahora en materia de financiación con la que atender las necesidades más urgentes. También manifiestan como insuficiente el tramo inicial de 20.000 millones de euros en línea de avales (67%).
Los directivos han pedido “medidas serias, como están haciendo en Francia o en Alemania y han afirmado que, de no tomarlas, la pérdida de puestos de trabajo de la crisis inmobiliaria va a ser una broma comparada con ésta”; han demandado también que “a situaciones excepcionales, soluciones excepcionales”.
Han solicitado información “para poder tramitar estas ayudas” y han considerado que “en las actuales circunstancias van a existir muchos problemas técnicos, además de los económicos”.
Además, han realizado diferentes propuestas, como “un medio para evitar presentar un aluvión de liquidaciones en el mes de abril” o “ampliar la solicitud de aplazamiento de pagos hasta los seis meses, sin intereses, y poderlo alargar hasta 12 meses con intereses bonificados”.
Los directivos han manifestado su preocupación por que “la tramitación de préstamos para pymes y autónomos podría demorarse demasiado y no llegar a tiempo para atender las necesidades urgentes de supervivencia de las empresas que han visto interrumpida su actividad, por causas ajenas a la propia evolución de su negocio y, mientras tanto, hay que seguir pagando alquileres, gastos corrientes, nóminas, etc.”.
Han valorado positivamente “la línea de avales establecida, pero parece insuficiente el primer tramo de 20.000 millones sobre los 100.000 anunciados”. Igualmente, se han mostrado preocupados por “las posibles dificultades en su tramitación”.
Han afirmado que “las medidas son apropiadas, pero necesitamos más medidas de la Unión Europea” y han solicitado “una línea de ayudas directas a empresas, ERTES y moratorias en el pago de créditos y alquileres, sufragada con deuda pública del BCE, que debería comprometerse a comprar”.
Han mostrado su preocupación por el “gran riesgo de que alguna pyme no pueda volver a abrir su negocio”, especialmente en “sectores cuya actividad está muy relacionada con la estacionalidad: hostelería, turismo, etc.”.
Por último, han criticado la gestión de esta crisis por parte del Gobierno por “poner en peligro la salud y la economía en nuestro país” y han denunciado que “España no ha realizado los deberes en los últimos años”.




27 de March de 2020

Federico Steinberg: “nada va a volver a ser lo mismo o al menos hasta que se consiga la vacuna”

El investigador principal del Real Instituto Elcano y profesor del Departamento de Análisis Económico de la Universidad Autónoma de Madrid ha participado hoy en un nuevo encuentro de ADEA CONECTA, actividad virtual que la Asociación de Directivos y Ejecutivos de Aragón ha puesto en marcha para que los directivos puedan seguir conectados en esta situación generada por el COVID-19El invitado ha asegurado que “serán necesarias políticas económicas que aplanen o suavicen la situación que tenemos encima de la mesa”
Zaragoza, 27 de marzo de 2020
“Nada va a volver a ser lo mismo o al menos hasta que se consiga la vacuna”. Así lo ha afirmado esta mañana Federico Steinberg, investigador principal del Real Instituto Elcano y profesor del Departamento de Análisis Económico de la Universidad Autónoma de Madrid, que ha participado hoy en un nuevo encuentro de ADEA CONECTA, actividad virtual que la Asociación de Directivos y Ejecutivos de Aragón ha puesto en marcha para que los directivos puedan seguir conectados en esta situación generada por el COVID-19.
Steinberg ha dibujado un posible escenario en el que el confinamiento “se vaya abriendo y volviendo a cerrar” y que se haga escalonadamente, en función de “el riesgo o de la edad”.
El investigador cree que “se trata de generar inmunidad de grupo y vamos a tener que tomar medidas de distanciamiento social, no realizando eventos multitudinarios, utilizando mascarillas, o con separación entre personas y mesas, en restaurantes, o de butacas en cines”.
Steinberg, que ha hablado del “impacto económico del Covid-19 y las posibles respuestas”, ha explicado que “la prioridad número uno” en esta crisis es el “aplanamiento de la curva” ya que la capacidad sistema sanitario (UCIs) es “limitada” y tiene mucha presión y, para ello, “la gente debe quedarse en casa”. “Todos los países que han intentado realizar estrategias diferentes han tenido que echar marcha atrás”, ha explicado.
Y ha aseverado que “el aislamiento va a tener consecuencias sobre la economía, obviamente”, por lo que “serán necesarias políticas económicas que aplanen o suavicen la situación que tenemos encima de la mesa”.
Steinberg ha continuado, “no tenemos la menor idea de cómo se va a comportar el virus, estamos caminando entre la niebla, sin saber si la salida está cerca o lejos”, aunque el economista ha afirmado que “hasta dentro de unos 10 días no parece que alcanzaremos el pico, “se trata de una crisis de gran dimensión, pero en un período muy corto de tiempo. En China el primer trimestre la producción ha caído un 13 % en relación al mismo periodo del año anterior”.
Acerca de las previsiones de recuperación, Steinberg ha afirmado que “la caída es muy significativa y las medidas de política económica para contenerla son importantes, ya que una buena respuesta puede amortiguar 2 o 2,5 puntos del PIB de esa caída”. Ha continuado, “vamos a tener que mirar a China, que va a hacer bastante distanciamiento social, si abre la cuarentena (que lo va a hacer a principios de abril), no tiene repuntes en los contagios y no tiene que volver a las cuarentenas (en barrios, zonas, etc.) podríamos estar en un escenario de ‘V’ más corto, de entre -4 y -5 puntos en el PIB. Sin embargo, si China tiene repuntes, nosotros los vamos a tener, porque el virus no entiende de nacionalidades, y la recuperación va a ser más difícil y nos iremos a escenarios de caída del PIB mayores, entre el 8 o el 9”.
El ponente ha explicado que existe un “estrangulamiento muy importante entre oferta (cierre de negocios o de producción industrial, cortes de cadenas de suministro, y, en especial, el sector turístico: restauración, hostelería etc.) y demanda (la gente no sale por el confinamiento y por lo tanto no consume o tampoco lo hace por miedo a la crisis económica posterior)”. Por lo tanto, “nos encontramos en una situación de cortocircuito general”, ha concluido.
Ante esto, ha asegurado Steinberg, es muy importante la política económica que se aplique, “los Gobiernos tienen que llevar a cabo una política monetaria regando completamente de liquidez a la banca para que pueda seguir financiando a las pymes y también con la compra de activos de todo tipo, por parte del Banco Central europeo o la Reserva Federal”.
En el apartado fiscal, el invitado ha recomendado que el Estado “actúe como comprador de última instancia, que todo lo que de forma muy transitoria no se va a poder vender, que el Estado lo apoye o lo compre o complemente los salarios, o moratorias de impuestos o de alquileres. O que el Estado se haga cargo en mayor medida o que el Banco Central imprima dinero y lo envíe directamente a los hogares – lo que se llama dinero helicóptero- que sería más el caso de Estados Unidos”.
El Doctor en Economía ha asumido que “todo esto es difícil de hacer pero en cualquier caso, hay que intentar que la caída del consumo, inversión y exportaciones se compense con gasto público”. Esto nos llevaría, ha puntualizado, a “unos niveles de déficit y deuda estratosféricos, unos niveles de deuda sobre PIB muy elevados, por eso hay que poner toda la carne en el asador para esto sea corto y gastemos mucho para se pueda recuperar cuando venga el rebote futuro”.
En cuanto a la emisión de deuda, Steinberg también se ha referido a la “oposición que existe por parte de algunos países europeos como Alemania o Países Bajos acerca de la emisión de deuda” y ha considerado que tal vez termine solucionándose “a base de préstamos a cada país”, con condiciones especiales, “para evitar las diferencias entre países”. “Se trata de una cuestión compleja que debe estar bien gestionada”, ha declarado, refiriéndose al “riesgo” que puede suponer esta situación para propio funcionamiento de la Unión Europea.
También ha asegurado que “la única limitación a que el Banco Central imprima y compre deuda es la inflación” y “esta situación es deflacionaria porque con la caída de demanda que tenemos es más probable que haya más deflación que inflación”. Steinberg ha explicado que “hasta que no veamos síntomas de que la inflación se va por encima del 2 %, y yo no veo esto hasta el 2022 en ningún caso, el Banco Central Europeo puede hacerse cargo de parte de esta deuda”. Otra cosa, ha continuado, es que “esto abrirá dilemas morales, ¿por qué si ahora se hace esto no se puede volver a hacer en otra ocasión?”.
Steinberg también se ha referido a la geopolítica. “Se trata de una pandemia global que se ha producido en un momento en el que China está en expansión, Estados Unidos cerrándose cada vez más, con una rivalidad por el 5G, con el reto del cambio climático y la cooperación internacional de capa caída”, entre otros aspectos. Pero, ha concluido, “esta es la primera vez que hay una crisis global en la que Estados Unidos ha renunciado conscientemente a liderazgo y China está tratando de realizar una campaña para mejorar su imagen dado que es señalada como el origen de esta crisis”.
Por lo tanto, ha explicado Steinberg, “vamos a vivir un periodo en el que se va a retraer la globalización, se va a producir un repliegue de las cadenas de suministro y para ello se apoyarán en la impresión 3D. Habrá mayor control de inversiones, de la movilidad, etc.”.
Y, ha señalado, que no cree que se pidan responsabilidades de esta crisis a China porque esto “no ayudaría a la cooperación que ahora mismo es necesaria para para poder buscar soluciones científicas a esta pandemia”.
Ha asegurado que “el turismo no va a poder recuperarse hasta mucho más adelante. El turismo y todos los sectores vinculados al mismo en un plano secundario, como el ocio, eventos, etc., van a sufrir”. Sin embargo, ha subrayado, van a ganar los servicios la venta online, servicios legales de consultoría, etc. Ha vaticinado también “una caída en los precios de los activos”, lo que “afectará”, entre otros, “al sector inmobiliario”.
En este nuevo escenario ha considerado “muy necesario” mejorar la infraestructura digital, “invertir en la digitalización de los que están menos digitalizados para así reducir la brecha”.
El presidente de ADEA, Salvador Arenere, ha afirmado que “de esta crisis nos va a sacar el comportamiento de la sociedad civil” y ha destacado y felicitado a “todos los profesionales que trabajan en esta crisis, como los sanitarios, farmacéuticos, fuerzas de seguridad, empleados del sector de la alimentación y de la cadena alimenticia, etc.” y se ha referido también a las “empresas y la industria, por su implicación en esta crisis y las donaciones que están realizando y a las entidades financieras por facilitar a las empresas la salud económica”.
Arenere ha explicado también que ADEA ha realizado una encuesta “que se ha hecho pública hoy”, para saber qué opinan los directivos “acerca de las medidas económicas tomadas por el Gobierno ante esta crisis”. Los resultados, según ha indicado, desprenden que los directivos se muestran “bastante preocupados” con estas medidas, ya que “las ayudas deben ser operativas y si no hay capacidad para dar respuesta habrá que buscar otros mecanismos, como el “silencio administrativo”.
Federico Steinberg
Es investigador principal del Real Instituto Elcano y profesor del Departamento de Análisis Económico de la Universidad Autónoma de Madrid. Es Doctor en Economía por la Universidad Autónoma de Madrid, Master en Economía Política Internacional por la London School of Economics y Master en Relaciones Internacionales por la Universidad de Columbia (Nueva York).
Ha trabajado como consultor para el Banco Mundial en Washington DC, Ghana y Bolivia, así como en la Oficina Ejecutiva del Secretario General de Naciones Unidas en Nueva York y ha sido profesor y conferenciante en diversos programas de postgrado en Europa y América Latina. También es columnista habitual en varios medios escritos españoles y aparece regularmente en radio y televisión.
Utilizamos cookies propias y de terceros para prestar nuestros servicios y recoger información estadística anónima.
Puede obtener más información sobre las cookies, o bien conocer cómo cambiar la configuración en nuestra Política de Cookies.
Acepto